Horóscopo de Hoy

Test: ¿Piensas con la cabeza o con el corazón?

¿Tienes la cabeza en las nubes o los pies en la tierra? Si no sabes si en tu vida diaria dominan tus emociones o tus pensamientos más racionales, ha llegado el momento de salir de dudas.

Pregunta
1
de
7

















No siempre piensas con la misma parte de ti:

Resultado: "CON LA CABEZA"
Eres una persona con un gran control sobre sus emociones, hasta el punto de que puedes llegar a dejar a un lado tus sentimientos cuando tienes que tomar una decisión importante o cuando ves que esos sentimientos te pueden llegar a lastimar. Sin duda esto es una gran suerte y hasta podríamos hablar de inteligencia emocional, pero por otro lado ¿no crees que te puede llegar a faltar un puntito de humanidad? Quizá sin darte cuenta tanto control sobre tus emociones y tu corazón te haya terminado convirtiendo en una persona fría, o tal vez sea solo la imagen que te empeñas en transmitir. Vive la experiencia de permitirte sentir, dejando tus miedos a un lado, entregándote a la magia de la vida y pregúntate después si merece o no merece la pena.

Resultado: "CON LOS DOS"
Sabes que regirse única y exclusivamente por tu cabeza o solo por tu corazón es un error, porque te proporciona una visión muy limitada de las cosas y por eso tu prefieres recurrir a los dos a la hora de vivir el día a día y tomar tus decisiones. Sin duda una opción muy sabia pero también complicada, puesto que no resulta algo al alcance de cualquiera ser capaz de separar los impulsos de la razón. Pero en tu caso podríamos decir que es algo casi natural propio del carácter maduro y sereno del que seguro que haces gala. Disfruta de ese equilibrio que posees, pues sin duda es algo que la gran mayoría de las personas que te rodean desearían tener y que te conducirá hacia una vida plena.

Resultado: "CON EL CORAZÓN"
Eres una romántica y no lo puedes evitar, siempre has sido así. Eres más sensible que la mayoría de las personas que conoces y siempre tienes muy en cuenta tus sentimientos a la hora de actuar y de tomar decisiones. Eso a veces hace que puedas llegar a ser excesivamente impulsiva, y como te habrá ocurrido en alguna ocasión, acabes haciendo o diciendo algo de lo que después te arrepientas.
Este tipo de situaciones deberían servirte para que te des cuenta de que a veces necesitas un poco más de reflexión ya que los sentimientos nos hacen ver las cosas desde una perspectiva nada objetiva y a veces viene bien pararse, coger aire y ver las cosas desde una cierta distancia antes de tomar la decisión adecuada.




¡Coméntalo!