Horóscopo de Hoy

Santos protectores

A lo largo de nuestra vida todos pasamos por situaciones complicadas en las que necesitamos ayuda y protección. Existen cuestiones que por su naturaleza (encontrar pareja, sanar a nuestra mascota, conseguir algún imposible, etc) escapan a la ayuda que nos puedan brindar nuestros amigos o familiares. Es en este tipo de situaciones cuando podemos acudir, si así lo deseamos, a los santos. Aunque lo desconozcamos, existen santos patrones de prácticamente cualquier cuestión que imaginemos. Solo necesitamos saber a quién dirigir nuestras plegarias para tratar de alcanzar aquello que tanto ansiamos.

Santos protectores
Santa Ana: patrona de las mujeres embarazadasSanta Lucía: abogada de la vista
San Antón: protector de los animalesSan Nicolás: ayuda en pruebas y exámenes
San Cristóbal: protege a los conductoresSan Pancracio: para tener trabajo
San Donato: abogado de los objetos perdidosSanta Rita: abogada de imposibles
San Francisco de Asís: patrón de los caminantesSanto Tomás de Aquino: patrón de los estudiantes
San Judas Tadeo: abogado de los casos difícilesSan Valentín: patrón de los enamorados


Santa Ana: patrona de las mujeres embarazadas
Santa Ana fue la madre de la Virgen María. Desde el siglo XIII las mujeres embarazadas y también sus familiares, acuden a ella para pedirle que interceda en el período de gestación del bebé y todo vaya bien durante el parto.

San Antón: protector de los animales
También llamado San Antonio del Desierto nació en el año 251 en Egipto. Destacó por cuidar a los cristianos perseguidos y encarcelados en Alejandría y vivió rodeado de animales a los que respetaba profundamente. La tradición dice que en cualquier hogar donde haya un animal del que se cuide nunca faltará un pedazo de pan si se invoca la ayuda de San Antón. A él podemos recurrir cuando nuestra mascota caiga enferma y queramos pedirle que se recupere.

San Cristóbal: protege a los conductores
Nació en Siria y murió en el año 258. Desde la Edad Media se ha considerado que evitaba los accidentes, tantos los naturales (terremotos, tempestades) como los provocados por imprevistos en la conducción, motivo por el que se le considera patrón de los conductores. Podemos rezarle para pedirle que bendiga nuestro automóvil o que nos proteja antes de que iniciemos cualquier tipo de viaje. Para ello es bueno que tengamos en nuestro vehículo una imagen del santo.

San Donato: abogado de los objetos perdidos
Este santo fue arzobispo de Besançon (Francia) entre los años 624 y 660. Puesto que en significado de su nombre es "donante", comúnmente se le ha invocado para encontrar objetos perdidos cuando su propietario se encuentra totalmente confundido y no consigue hallarlo.

San Francisco de Asís: patrón de los caminantes
Fue un gran místico y un gran monje. Su padre era un rico comerciante y lo desheredó por su costumbre de dar limosnas generosas a los más necesitados. Llevó el sentido de la unión y la fraternidad a todo cuanto existía a su alrededor hasta el extremo de usar nombres como "Hermano sol", "Hermano árbol" o "Hermana muerte". Quien lo desee puede pedirle que le proteja antes de realizar cambio de residencia o un viaje, sea o no un peregrino.

San Judas Tadeo: abogado de los casos difíciles y desesperados
San Judas fue uno de los doce apóstoles de Cristo, hermano de Santiago el Menor. Se le conoce como Judas o Tadeo y parece ser que fue el encargado de evangelizar Mesopotamia.
Se le considera patrón de los casos difíciles y desesperados y por eso podemos acudir a él para pedirle que nos conceda un favor difícil por el que casi hemos perdido toda esperanza. Una vez recibamos su favor deberemos dar limosna a tres personas necesitadas.

Santa Lucía: abogada de la vista
Existe una gran devoción hacia esta santa que siendo niña, prefirió quedarse ciega para evitar así pecar. Es la patrona de Siracusa (Italia) y en todo el mundo se conoce el dicho “Que Santa Lucía te conserve la vista”. Se le considera también patrona de las modistas, al ser en esta profesión muy importante tener buena vista. Quien tenga una enfermedad en la vista puede acudir a ella para pedirle que le sane.

San Nicolás: ayuda en pruebas y exámenes
San Nicolás (en occidente también conocido como San Nicolás de Bari por encontrarse su cuerpo en esta ciudad italiana) vivió en el siglo IV y fue obispo de Tours. Dedicó su vida a ayudar a los jóvenes necesitados y de ahí que los estudiantes acudan a él para pedirle protección y ayuda en toda clase de pruebas y exámenes. En los países nórdicos se celebra San Nicolás como portador de la alegría de la Navidad y de regalos a los niños.

San Pancracio: para tener trabajo
Nació en Frigia, Asia Menor en el año 289. Falleció con solo catorce años de edad y fue uno de los mártires de los primeros tiempos del cristianismo. Hoy es uno de los que mayor fama ha alcanzado por ser considerado patrón del trabajo y la salud al considerar que trae fortuna y dinero. Hay quien considera que para que así sea la imagen de San Pancracio debe ser regalada y en sus manos ha de llevar una ramita de perejil fresco.

Santa Rita: abogada de imposibles
Nació como Margarita y vivió en el castillo de Roca-Porena hasta que se quedó viuda. A continuación decidió ingresar en la orden de los agustinos. Fue canonizada en el año 1900 como Santa Rita aunque también se le conoce como "la rosa de mayo" o "la abogada de los imposibles". A ella podremos acudir en busca de la solución a un problema que consideramos casi imposible de resolver o con la esperanza de que nos conceda algo que deseemos profundamente y nos consideremos incapaces de lograr.

Santo Tomás de Aquino: patrón de los estudiantes
Santo Tomás de Aquino nació en 1225 y a los diecisiete años ingresó por voluntad propia en la orden de los predicadores. Se formó bajo la supervisión de San Alberto en Colonia y más tarde fue profesor de teología en París, Roma y Nápoles. Su carácter bondadoso, caritativo y comprensivo hizo que fuera muy apreciado por todo el que le conocía. Es por ello que los estudiantes que lo deseen pueden rezarle para solicitar que calme sus nervios y obtengan buenos resultados.

San Valentín: patrón de los enamorados
Fue un sacerdote que falleció un 14 de febrero al que se considera patrón de los enamorados, dicen, por el simbolismo de la fecha de su muerte, fecha en la que con la llegada de la primavera las aves suelen arrullarse y formar nidos. Otra versión afirma que el que se le considere patrón de los enamorados se debe a que en un momento en que el emperador Claudio II prohibió la celebración de matrimonios, Valentín continuó casando en secreto a las parejas que lo deseaban hasta que fue descubierto y ejecutado un 14 de febrero. Quienes lo deseen pueden pedirle protección y apoyo para encontrar el amor.

¡Coméntalo!